Responsabilizar a los niños de sus mascotas

Cómo responsabilizar a los niños de sus mascotas

Los padres son el ejemplo para que los hijos cuiden de la mascota

Con mucha frecuencia, pasados los primeros días, el cuidado de la mascota, perro, gato, hámster… recae en los padres ya que, tal como explica la psicóloga familiar Cristina Laguna puede que sea difícil, a veces, introducir a los niños en la atención de las mascotas. Lograr este objetivo va a favorecer la autoestima del niño, su seguridad personal, su autonomía y, por lo tanto, va a mejorar la vida familiar.

 “El hecho en sí mismo de tener una mascota no va a garantizar que el niño se haga responsable de ella. Lo que sí que va a ayudar es cómo los padres hacen de ejemplo para poder ir conduciendo y ayudando a que lo cuide de una manera determinada” aclara Laguna.

La mascota, sea un perro, un gato o cualquier otro animal, depende de sus propietarios por lo que, además de tratar de entrenar ese cuidado con juegos, como por ejemplo, juegos de cuidar perros, es positivo elaborar una lista de tareas para hacer en familia. En esa lista estarán todas las tareas y normas “que se van a introducir cuando tengamos esta mascota para que los niños participen y se hagan partícipes de ella”.

Aún siendo los padres los guías y los principales responsables, hay tareas que, cada día, los hijos pueden hacer, bajo su tutela, que les ayudarán a ser, a su vez, responsables. “En función de qué edad tengan vamos a introducir unas tareas u otras” destaca la psicóloga familiar.