Cómo el pilates ayuda al envejecimiento activo

Talia Sharav, profesora de pilates, asegura que este ejercicio “es respetuoso con el cuerpo, la mayoría de los ejercicios se realizan sentados o tumbados”. La experta explica que esta actividad contribuye a “un envejecimiento más sano y activo”. En el pilates “se movilizan la espalda, los hombros, la rodilla, las articulaciones de todo el cuerpo para mantenernos ágiles y flexibles”, según detalla la profesora.

Sharav aclara que con los ejercicios de pilates “estamos creando un cuerpo más fuerte, con mejor circulación sanguínea y con menos procesos de infección”. La experta afirma que ha trabajado con mucha gente mayor y que “quien practica pilates tiene mejor estabilidad y mejor equilibrio y éste evita caídas”.

Además, la experta dice que la práctica del pilates “libera endorfinas y estamos creando una actividad que nos sube la autoestima y el estado de ánimo”.