Salsa carbonara, ¿con o sin nata?

Muchas personas, cuando piensan en la salsa carbonara, automáticamente la asocian con ingredientes como nata, cebolla, bacon e incluso champiñones. Sin embargo, ¿sabías que la auténtica salsa carbonara italiana no lleva nata?

¿Qué ingredientes lleva la salsa carbonara sin nata?

La versión original de esta deliciosa salsa es muy sencilla y se elabora básicamente con cuatro ingredientes:

  • Huevos
  • Un tipo de chacina llamada guanciale
  • Queso pecorino (una variedad de queso de oveja)
  • Pimienta negra.

Después de cocer la pasta y mezclarla con el guanciale sofrito, se echa por encima la mezcla elaborada con las yemas de huevo batidas y el queso. El calor residual de la pasta hace que el huevo se cuaje ligeramente y nos quede un plato jugoso y lleno de sabor como esta deliciosa receta de espaguetis a la carbonara.

¿Cómo preparar salsa carbonara con nata?

En la receta de salsa carbonara a la que estamos más acostumbrados en nuestra cocina, en lugar de huevo se emplea nata.

  1. Para prepararla, picamos cebolla y la rehogamos en una sartén a fuego medio, hasta que quede transparente.
  2. Cortamos bacon a tiras y lo sofreímos en una sartén antiadherente.
  3. Cuando esté a punto, lo incorporamos junto con la nata y un poco de pimienta a la sartén en la que hemos sofrito la cebolla.
  4. Dejamos cocer la mezcla un par de minutos y ya tendremos a punto nuestra deliciosa salsa.
  5. Solo nos quedará servir la pasta que hayamos elegido, acompañada de la salsa y espolvoreada con un poco de queso parmesano.

Esta versión de la salsa con nata nos ofrece muchas ventajas. Además de ser más cremosa que la original, la podemos preparar con antelación, cosa que no ocurre con la tradicional, ya que el huevo necesita el calor de algún otro ingrediente para cuajarse. Además, la podemos emplear para acompañar todo tipo de platos. Por ejemplo, es un acompañamiento excelente para un buen filete de ternera o para unas pechugas de pollo. ¡La combinación es exquisita!