Cinco recetas para una cena romántica

Cinco recetas para una cena romántica

Olvídate de reservar mesa en un restaurante de lujo y tómate una noche para disfrutar de una buena cena casera con la persona a la que quieres

Ahora que llega San Valentín y queremos sorprender a nuestra pareja con algo bonito, ¿por qué no preparar una cena romántica en casa? Es la ocasión perfecta para lucirse en la cocina y demostrarle nuestro afecto cocinando para ella.

Obviamente, no puede faltar un poco de música, una copa de vino, unas velas… Encárgate de cuidar los detalles, que las recetas las ponemos nosotros. A continuación te damos cinco ideas gastronómicas para hacer que tu noche romántica se convierta en una velada inolvidable.

Entrantes

Los entrantes son una forma estupenda de ir abriendo boca, y también son los responsables de la primera impresión, así que tienen que estar a la altura. Pero no hay que pasarse con ellos, porque no queremos robarle protagonismo a los platos principales. Por eso tenemos dos propuestas, cada una en su estilo, pero ambas muy resultonas. Escoge la que más te guste:

  • Huevos de codorniz con caviar. El caviar tiene fama de ser afrodisíaco, pero independientemente de este hecho, empezar la noche con este entrante es empezarla bien, ya que propone una combinación de sabores deliciosa. Si dispones la mezcla en cucharitas individuales obtendrás un resultado muy atractivo visualmente. 
  • Bocaditos de tomate rellenos de bacalao. Sencillos de preparar, estos bocaditos son muy ligeros, pero a la vez aúnan a la perfección el sabor y la textura del bacalao con los de los tomates. Además, dan a la mesa un toque de color muy seductor. 

Plato principal

El plato principal es el más contundente, el más elaborado y, normalmente, el más sabroso. Siempre dedicamos más tiempo a los segundos platos, y queremos que salgan perfectos. Es importante saber cuáles son los gustos de nuestro acompañante para poder acertar en la elección de nuestros platos, así que te proponemos, de nuevo, dos opciones, una de ellas vegetariana:

  • Carpaccio de pato con aroma de naranja. Este plato es de lo más sofisticado, y está pensado para sorprender, tanto por su aspecto como por su sabor. No es algo que se coma a menudo, y su elaboración requiere cierto tiempo, así que es perfecto para una celebración especial. 
  • Risotto de senderuelas con verduritas. El risotto suele ser una apuesta segura. Gusta a todo el mundo y, al igual que el carpaccio, es un plato poco habitual, puesto que también es laborioso. Acepta, además, el toque personal de quien lo cocina, para hacerlo todavía más especial. 

 Postre

Todos sabemos que el colofón a una cena memorable es un buen postre, ya que pone punto y final a una mezcla de sabores, y tiene que marcar la diferencia. Mucho se habla de las fresas con chocolate como postre romántico por excelencia, pero esta fruta es muy versátil. Te proponemos jugar un poco con ellas para crear este estupendo postre:

  • Mousse de fresa, yogur y arándanos. Ligera, fresca, sugerente y vistosa, esta mousse de fresas va a hacer que terminéis la cena con un suspiro de satisfacción y una sonrisa. Y lo mejor es que se puede preparar con antelación, así que solo tendrás que preocuparte de servirla y ¡listo!